Qué quesos puede comer una embarazada es una de las cuestiones más frecuentes cuando se pasa por esta etapa, por lo que en este post vamos a dar respuesta clara a esta pregunta, garantizando así la tranquilidad en el disfrute de este manjar.

Somos conscientes de que muchas mujeres embarazadas amantes de este producto quieren comprar quesos pero deben prestar atención a sus características para que no acabe siendo un problema para este proceso. 

Embarazo: quesos prohibidos

Aunque el queso, como lácteo que es, supone una importante fuente de calcio muy positiva para el desarrollo del feto, existe una serie de quesos prohibidos durante el embarazo, sobre todo aquellos que pudieran provocar la conocida como listeriosis.

Esta bacteria actúa en aquellos quesos elaborados a base de leche cruda, es decir, sin pasteurizar. Puede ser más dañina en aquellas personas con bajada de defensas, como es lo que experimentan las mujeres embarazadas.

Otra de las características de los quesos que puede ser negativo para las embarazadas es que contengan más humedad o que contengan bajos niveles de acidez.

Por tanto, los quesos que deben evitarse durante el embarazo serían los siguientes:

  • Queso Fresco: especialmente aquellos que están sin pasteurizar.
  • Queso Brie: se suele emplear con leche cruda de vaca, de ahí que no sea aconsejable en el embarazo.
  • Queso Camembert: al no estar pasteurizado y ser cremoso, con más humedad, también se integra como uno de los productos desaconsejados durante la gestación.
  • Queso Azul: la presencia de la bacteria penicillium en el queso azul del embarazo, que le da ese aspecto verdoso a las motas que lo componen es un impedimento para la salud de la gestante y de su bebé.
  • Queso Feta: a no ser que sean quesos con leche pasteurizada, que no es lo normal, no puede consumirse.

Lo esencial en este tema es prestar especial atención al etiquetado de estos productos para conocer si es recomendable o no su consumo durante el embarazo, como ocurre con muchos otros alimentos prohibidos en el embarazo.

Sin embargo, existe un truco para poder consumir estos quesos, que es cocinarlos previamente (por ejemplo, en una salsa que haya hervido durante un cierto periodo), en cuya circunstancia sí sería seguro.

¿Cuáles son los quesos pasteurizados indicados en el embarazo?

En cambio, hay una larga lista de quesos que sí pueden ser consumidos por parte de una mujer embarazada, que son los quesos con leche pasteurizada y otros que carecen de mayores riesgos tanto para madre como para hijo:

  • Mozzarella
  • Queso Crema
  • Emmental
  • Parmesano
  • Cheddar
  • Provolone
  • Gruyere

Estos son quesos que, por definición, se elaboran a partir de leche pasteurizada, por lo que este procedimiento será seguro de cara a salvaguardar la salud de la mujer embarazada y de su bebé.

Aunque hay muchos otros que se presentan en el mercado en modalidad de leche cruda y pasteurizada, deberás tener en cuenta si la segunda opción está indicada explícitamente en el etiquetado para evitar posibles enfermedades y saber de una vez por todas qué quesos puede comer una embarazada.

0 Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Anterior
Cuántas veces es normal orinar al día: todas las claves
Siguiente
Origen de focos de legionelosis y cómo prevenirlos