¿Te duele la garganta? Puede ser una sensación bastante molesta, especialmente cuando dura demasiado. Te enseñamos varios remedios naturales para el dolor de garganta persistente.

Remedios naturales para el dolor de garganta

Hacer gárgaras

Hacer gárgaras es una manera sencilla y muy eficaz para matar los gérmenes y calmar un dolor de garganta. Trata el dolor de garganta con este remedio de la abuela mezclando 1/4 de cucharadita de sal en 1 taza de agua tibia. Usa el agua más caliente que puedas tolerar con comodidad, porque las gárgaras con agua fría no dan resultado. Si tienes en casa Listerine, añádelo para sumar su poder germicida.

Bicarbonato de sodio

El bicarbonato de sodio contiene propiedades antibacterianas y puede alcalino nivel de pH, así como tratar la piel irritada, como erupciones o picaduras. Es necesario preparar una cucharadita de bicarbonato de sodio, ½ cucharadita de sal y una taza de agua tibia. Mezcla todos los ingredientes juntos y bebe después de agitar.

Te de manzanilla

El té es beneficioso para tu salud y algunos tipos de té como el té de manzanilla o el té de jengibre pueden ayudar a reducir los síntomas del dolor de garganta rápidamente. Siempre puedes añadir un poco de jugo de limón o miel si así lo deseas.

Ajo

Sí, como lo lees, te invitamos a tomar ajo como remedio natural para el dolor de garganta. Pela un diente dulce, y luego córtalo por la mitad. Metete las piezas en la boca y chupa. Los dientes de ajo tienen alicina, una sustancia química que ayuda al cuerpo a rechazar a los virus y bacterias que causan la faringitis estreptocócica.

Miel y jugo de limón

Beber jugo de miel y limón es la forma más eficaz de curar un dolor de garganta. Asegúrate de que el jugo es de limones frescos. El jugo de limón se puede reemplazar por vinagre de sidra de manzana, si no te gusta el jugo de limón.

Clavo

Los clavos se han utilizado tradicionalmente como un remedio para el dolor de muelas y de boca. Contienen una sustancia llamada eugenol que actúa como un anestésico local natural. El eugenol también tiene propiedades antisépticas y antiinflamatorias. Para aliviar el dolor y combatir una infección de garganta, pon tres clavos en la boca. Chupa ellos hasta que se ablanden, luego mastica como un chicle para liberar lentamente el eugenol.

¿Conoces más remedios naturales para el dolor de garganta persistente? Háznoslo saber en los comentarios.

0 Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anterior
Enfermedad de Von Willebrand: causas y tipos
Siguiente
¿Qué es el cólera? Síntomas de la enfermedad y Vibrio Cholerae