El descanso es fundamental a cualquier edad, durante las horas de sueño nuestro cuerpo se regenera, permitiéndonos comenzar la jornada llenos de energía y dispuestos a afrontar las rutinas diarias. Son muchos los beneficios de dormir bien cada noche, en este post repasamos algunos de los más importantes.

Los beneficios de dormir bien y descansar

  • Dormir bien es un tratamiento de belleza muy eficaz. Se ha demostrado que las personas que duermen más resultan más atractivas, debido a que la piel recupera un aspecto natural, además de otras consecuencias que se reflejan en la cara y en el resto del cuerpo.
  • Más allá del plano físico, el sueño incide de manera determinante en el aspecto mental de na persona. Diversos estudios demuestran que el sueño mejora el aprendizaje y la retención. Dependiendo de las horas de sueño que hayamos tenido, la capacidad retentiva llega a duplicarse.
  • Otros procesos mentales que se refieren al sueño tienen que ver con la capacidad creativa. La creatividad se basa en su mayor parte en la asociación de ideas y su transformación, el sueño permite manejar muchos más datos, más rápido e interpretarlos de una manera diferente respecto a períodos de insomnio.
  • Dormir menos de seis horas puede acabar por resultar fatal. Algunos estudios indican que el descanso precario aumenta las probabilidades de una muerte prematura hasta en un 12%. Como ya hemos indicado, el sueño repara tejidos y órganos, fundamental para que sus funciones se desarrollen con normalidad, algo que a largo plazo el organismo en general agradece.
  • El índice de masa corporal también se ve mediado por las horas de sueño. Es evidente que la falta de sueño es una de las causas más comunes de obesidad, lo que es sorprendente es que el exceso de sueño puede aumentar el IMC en un 0,2%, mientras que la falta de sueño puede ser la causa de hasta un aumento del 1,4% del índice de la masa corporal.
  • Además del sueño nocturno, la siesta también tiene consecuencias muy positivas para el cuerpo. Una siesta de 45 minutos beneficia el sistema cardiovascular manteniendo la presión arterial más baja, algo que puede resultar muy beneficioso para personas que sufren intensos períodos de estrés, además de ser beneficioso para la hipertensión, obviamente.

Estos son los beneficios de dormir bien, como ves un sueño reconfortante es una de las bases de la vida sana debido a sus múltiples consecuencias.

0 Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Anterior
Ataques epilépticos: causas y síntomas de los ataques de epilepsia
Siguiente
Alopecia femenina: causas y tratamiento de calvicie en mujeres