La saliva es una de las sustancias que produce nuestro organismo que tiene más funciones y propiedades de las que pensamos. Se trata de un líquido transparente que las glándulas salivares producen durante las 24 horas del día, y, aunque el 99% de su composición sea agua, contiene también enzimas y otros elementos que tienen propiedades muy diversas para nuestro organismo. Toma nota de cuáles son las propiedades de la saliva buenas para la salud.

Principales propiedades de la saliva

Algunas seguro que ya las conocías, pero otras quizá te sorprendan. Todas ellas son las principales propiedades de la saliva.

Ayuda a hacer la digestión

La principal función de la saliva es ablandar los alimentos en la boca y ayudar a hacer la digestión. Facilita la masticación y la deglución de los alimentos, de modo que es imprescindible para la correcta digestión.

Protege la boca y los dientes

La saliva cuida y protege los dientes y la boca gracias a su composición de agentes microbianos, carbohidratos, proteínas y electrolitos. Esto ayuda a mantener las mucosas en buen estado y mejora los procesos de cicatrización.

Permite saborear los alimentos

Sin la saliva, las papilas gustativas no estarían lubricadas y no captarían por lo tanto los sabores. Los receptores químicos de la lengua solo funcionan en un entorno líquido, por lo que la saliva es imprescindible para ello.

Tiene propiedades curativas y cicatrizantes

El factor de recuperación de la saliva es la clave para que las llagas y las heridas que aparecen en las mucosas de la boca sea más rápida que en el resto del cuerpo. Esto es posible gracias a la proteína nepidermina, contenida en la saliva.

Es un analgésico natural

Otro de los componentes de la saliva, la opiorfina, ayuda a inhibir la percepción del dolor. Algunos estudios recientes aseguran que incluso tienen un índice de efectividad hasta seis veces superior que la morfina en concentraciones elevadas.

Sirve para detectar enfermedades

El análisis del PH, el ARN y las proteínas de la saliva permite determinar si las personas padecen ciertas enfermedades, como la diabetes o el cáncer, incluso antes de que existan síntomas. También puede servir para detectar enfermedades autoinmunes o trastornos neurológicos.

Refleja el estado emocional

La saliva es también un reflejo del estado emocional. Por ejemplo, es habitual que la boca se seque en situaciones de ansiedad, ya que es el sistema nervioso el que regula la producción de esta sustancia.

Como ves, son muchas las propiedades de la saliva que quizá desconocías, aunque no son las únicas. La saliva es un elemento imprescindible en nuestro organismo por toda la información que contiene, y por todo lo que hace por nuestra salud diariamente. ¿Conocías las propiedades de la saliva? Déjanos tus comentarios.

0 Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous reading
Síndrome o malformación de Chiari: síntomas, diagnóstico y tratamiento
Next reading
Consejos para cuidar la espalda y prevenir dolores lumbares