Dormir y soñar son actividades de nuestra vida diaria, importantes e indispensables para mantener una buena salud física y mental. La ciencia no es capaz de explicar por qué necesitamos dormir, ni por qué soñamos, pero lo cierto es que la vida no sería posible sin destinar el tiempo necesario al sueño. En todo este proceso, existen algunas curiosidades del sueño y de los sueños que debes conocer, que resultan muy llamativas y que quizá puedan arrojar algo de luz acerca de dichas actividades.

Curiosidades sobre los sueños y el sueño

El sueño es un proceso que escapa a nuestro control, es como entrar en otro mundo en el que somos meras marionetas. Sabemos muy poco al respecto, pero sí hay algunas curiosidades sobre los sueños que puedes conocer.

  • El insomnio es un trastorno del sueño que afecta especialmente a las personas exigentes, introvertidas y con necesidad de control. Esto puede ser porque estas personas mantienen por más tiempo las preocupaciones en su mente, lo que impide que descansen con normalidad.
  • Otros trastornos del sueño son los microsueños o la narcolepsia, ambos tienen que ver con periodos cortos de sueño, aunque no se inician del mismo modo.
  • La cantidad concreta de tiempo que una persona necesita dormir cambia con factores como la edad. Un bebé necesita muchas más horas de sueño que un adulto.
  • Un entorno adecuado y agradable juega un papel determinante para conciliar el sueño. Por ejemplo, los olores agradables facilitan el dormir y tener sueños más positivos.
  • La melatonina, hormona que regula el reloj biológico, solo se activa en ausencia total de luz.
  • La postura más recomendable para dormir y descansar correctamente es boca arriba con los brazos sobre el pecho.
  • Contar ovejas no es una actividad que ayude a conciliar el sueño. En realidad, el aburrimiento que provoca esta cuenta puede hacer que la mente se active de nuevo con los problemas del día.
  • Pasamos cerca de la tercera parte de nuestra vida durmiendo.
  • Dormir poco aumenta notablemente el riesgo de contraer un resfriado.
  • Las heridas se curan más rápido mientras dormimos.
  • Despertar a un sonámbulo no reviste ningún peligro para su salud, a pesar de que comúnmente se creía que así era.
  • Las personas que recuerdan más fácilmente los sueños son las que se despiertan varias veces por la noche.
  • Las personas ciegas sí sueñan, aunque no del mismo modo que el resto.
  • Solo soñamos con respecto a lo que conocemos y olvidamos más del 90% de lo que soñamos cada noche.
  • Las emociones son reales en el mundo de los sueños, si te enfadas, sentirás ese enfado con toda la intensidad, igual que si estás feliz.

Estas son algunas curiosidades del sueño y de los sueños, pero seguro que hay muchas más. Lo que está claro, es que dormir es necesario para que el cuerpo y la mente funcionen correctamente a cada momento del día. ¿Consideras que duermes lo necesario? ¿Conoces otras curiosidades sobre el sueño? Déjanos tus comentarios.

0 Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Anterior
Medicamentos genéricos: qué son y otras preguntas frecuentes
Siguiente
Qué es la gripe común y cuáles son sus causas